Chile, 2014: Emilio Berkhoff queda libre mientras espera resolución por testigos protegidos

Emilio Berkhoff queda libre mientras espera resolución por testigos protegidos

El Tribunal de Cañete concedió revocar la medida de prisión preventiva, pero la fiscalía apeló en audiencia, por lo que la determinación deberá ser ratificada por la Corte de Apelaciones.

por Karen Soto – 19/05/2014

El Tribunal de Cañete revocó la medida cautelar de prisión preventiva con la que permanecía Emilio Berkhoff, sindicado como líder de la Coordinadora Arauco Malleco (CAM),

La determinación fue tomada luego que la defensa del imputado argumentara que la causa se mantiene paralizada a la espera de una resolución de la Corte Suprema, luego que la fiscalía presentara un recurso que busca evitarrevelar la identidad de testigos protegidos.

Además, también está pendiente el fallo del Tribunal Constitucional, luego que la fiscalía del Biobío acusara a los jueces de garantía de inmiscuirse en temas propios y exclusivos del organismo investigador, al aceptar la solicitud de la defensa de Berkhoff y ordenar dar a conocer las identidades de los 14 testigos anónimos de la causa.

Pero, oese a que el tribunal de Cañete decretó la libertad de Berkhoff, el fiscal Álvaro Hermosilla apeló en la audiencia, por lo que el imputado permanecerá detenido hasta que la orden sea ratificada por la Corte de Apelaciones de Concepción.

Emilio Berkhoff fue formalizado por delitos de daños contra la propiedad, incendio y robo con intimidación, ilícitos a los que se suman los cargos de porte de arma convencional y municiones.

Revelación de testigos protegidos: la petición que complica la investigación de atentados en Biobío

Más de 60 testigos pretenden ser presentados en el juicio oral por el ministerio público en la causa contra Emilio Berkhoff, por los delitos de robo con intimidación, incendios reiterados, y porte ilegal de armas y municiones, en seis hechos distintos. De ellos, catorce tienen la calidad de testigos protegidos.Read the article on latercera.com >

Fuente: latercera.com